La ultima rodada de la década y nos vamos, Rodada a la Mina el Carrizal

Recuerdos somos, y en recuerdos nos convertiremos, vivimos en recuerdos y sin ellos no somos nadie, creo que es una manera pomposa de iniciar este relato, ejercitando un poco los dedos después de la una larga sequía de escritura, y bueno, que puedo contarles la vida sigue y sigue, hoy tenemos un virus que nos tiene confinados, pero aun así siempre podemos acudir a nuestros recuerdos y pasar un buen rato, ya sea a través de fotos, libros, mensajes, video, el medio que usted guste y plazca.

Recuerdo no hace mucho, (bueno si ya un algo) donde entraba al sitio de MRM y encontraba casi semanalmente un relato, una aventura, una buena anécdota, lejanos son esos días en los que leía a Gunman, a Guardian del topo, al profe Augusto, a Zolin, a Almighty, al profe Pitol y como yo me emocionaba al leerlos, soñaba con curvas y caminos, con atardeceres y amaneceres arriba de la motocicleta, de como yo en mi habitación, podía lograr algo que nunca me hubiera imaginado, esa emoción que te hacen sentir cuando sientes el llamado interior a la aventura…

Momento!, ¿quien dice que todavía no se puede?, no importa lo curtido que seamos, lo experimentado que estemos, si la ruta es corta, o si es larga, la aventura llama siempre y tengo que responderla, porque la Fascinación de viajar, siempre estará ahí.

 

La Fascinación de viajar

Ya tiene unos años de mi primera rodada larga, ya tiene unos años de la primera vez que me quede fuera de casa rodando, ya tiene varios años que me metí por primera vez a la terracería, al igual que ya tiene unos años la primera vez que fui a una sierra en moto, pero como me sucedió esta ocasión, no disminuye para nada una nueva experiencia vivida, al contrario, al ganar confianza en muchas cosas te puedes enfocar en lo verdaderamente valioso, la compañía de aquellos que te acompañan, y al ser unos amigos de ya varios años con los que he rodado ya, uff, excelso, nada que presumir, nada que demostrar, nada de presión solo disfrute.

Y bueno ¿que tanto estoy hablando se preguntaran?, pues bueno.
Mucho tiempo atrás
habíamos quedado de hacer una rodada los amigos que siempre estamos vivoreando en whatsapp, Romo, Alex y Alastor, meses y meses solo decíamos que si, pero no organizábamos, es mas, fueron años! Finalmente no se que divinidad intervino y decidió que era tiempo de rodar juntos. ¿El destino a donde nos dirigimos?, uno largamente anhelado por mi desde hace por lo menos 3 años, una cierta mina en los límites de Hidalgo y Querétaro, “la mina el Carrizal”, videos he visto varios, y pocos de calidad, entre esos buenos videos, Romo subió un par a YouTube que acabaron de cautivarme y fueron el definitivo, “ah no maaa tengo que ir ya!”

Por fin quedamos en la fecha, sospechamos todos de Alastor y su acostumbrada “es que algo surgió” a lo que ya le llamamos Alastoreada, al parecer todo marchaba bien días antes, planes y la emoción crecía, nuevamente sentí esa sensación antes de viajar, ese piquetito en el estomago cuando estas arreglando la moto, cuando la revisas, cuando empacas, esto iba a salir bien, y lo presentía.

5:30 am 16 de Noviembre 2019 despíertome medio mal dormido, medio hambriento, medio todo, pero con las ganas completas, mi maleta/mochila ya esta hecha, las cosas de camping ya están listas, la moto revisada y lista y yo, ahí voy ahí voy, bien dicen vamos lento que tengo prisa y no quiero olvidar nada.

Nuevamente desayuno muy frugal, aviso que voy saliendo y vayámonos!, CDMX un tramite tedioso que siempre odio, Estado de México, una liga de mi mochila de equipaje se zafa, tengo que re acomodar las cosas, carretera federal 35D un horror de carros, pero todo muy normal. Accidente aparatoso antes de la primer caseta, La moto… mejor de lo que pensé, ya tiene sus buenos km, y no le hice servicio, aun así la moto responde mejor de la que me había estado respondiendo en el día a día de la ciudad, tal vez ella al igual que yo presiente que esta no es una salida al walmart jaja. Me preocupa un poco el tiempo, habíamos quedado en el parador pasando la caseta de Palmillas a las 9:00. Desayuno un poco mejor en la caseta de Tepotzotlán, una tortita de jamón al puro estilo chavo del ocho preparada por mí en la mañana, y pues a darle con todo y sin descanso a la carretera, ya harto conocida esa recta.

Llego sin problema al parador, son las 9:15 y… sin rastros de los compas, me pongo a tomarme un licuado (la alimentación de los motoruteros siempre es excelsa jaja) y los veo llegar, viene juntos, cosa rara, nos saludamos con gusto y empezamos a pitorrear, ¿Alastor? Que dice que se levanto tarde y que nos alcanza mas adelante, todos lo miramos como chinitos ¬¬’ (este we…).

 

Años sin vernos

¿Que hacemos?, ¿Vamos a desayunar? Romo nos ofrece yoghurt, al parecer compro todo un paquete, ¿y si mejor, Vamos a darle? Creo que todos estamos ansiosos de comenzar, así que decimos, ¿comer ahorita? ¿Que es eso?, yo quiero carretera, y sin mas, emprendemos el camino, mención aparte que Romo me presto su cámara para tener tomas extras del viaje (muy amable mio compi) y le damos.

Enfilamos hacia Tequisquiapan, donde torres tiene un pendiente con otro amigo, no pudo llegar para saludarlo, pero el mandado fue entregado (hola javi!), se resuelve rápido y continuamos, recta toda esta sección, torres y yo venimos en dos 150cc japas, una Suzuki Gixxer SF muy chula y yo en la Yamaha FZ que me ha acompañado desde hace ya 3 años, Romo viene en su flamante BMW 800 muy chula la mendiga, siento que nosotros lo vamos deteniendo, pero digo, ñaa que se aguante jajaja

y Alastor? Ni sus luces, bueno es hora de ir al primer lugar planeado, la presa de Zimapán.

 

¿Y alastor?

Al tomar el desvió hacia la carretera pareciera que se entra en otro mundo, el semidesierto se vuelve pleno, el calorcito se siente, y las vistas de otro mundo, la cadena montañosa al fondo solo hace que me maraville una y otra vez y todas las veces necesarias que las vea, chulada, y la carretera todavía no presenta problema, algunas curvas, buen estado, nosotros disfrutando. Llegamos al presa, y como siempre fotos obligadas, el día está espectacular y amerita una platicada corta.

 

Donde todo comienza…
Ya conocías este lugar
La novata
En la Presa Zimapán
Larga vida al metal xD

Estamos agarrando calor solamente, sabemos que lo difícil esta por venir, Romo pregunta, quieren un yoghurt? Declinamos y continuamos, pasamos por los túneles donde esta aquella impresionante pared de piedra que divide los estados de Hidalgo y Querétaro, y seguimos, venimos divertidos, a nuestro paso, nadie nos molesta, nadie pasa.

Veo como empieza a caer el sol a plomo, son aproximadamente las 2 pm y nosotros estamos a la entrada del pueblo de Zimapán… que dice Alastor que ya viene en camino, pero tiene un rato que no se comunica. Ahora si el hambre ya apretó y nosotros sacamos las tortas caseras y sí, los yoghures por fin jaja, con eso llenamos el tanque. Nos enteramos que Alastor esta haciendo lo imposible por llegar con nosotros, pero oh sorpresa de nadie, su moto se trono, le fallo la espiroqueta de la chafaldrana y se roto al interior barriendose, nos dice esto en un mensaje desde la comodidad seguramente de su casa (hahahahaha). Nosotros ya esperando algo así, decidimos continuar.

 

A la espera del Show

Saliendo de Zimapán, empieza la terracería, al inicio bastante tranquila, el camino esta cubierto de esa tierra que es muy fina, que se levanta con cualquier aire y se forman nubes al paso de una moto, un poco molesto pero pues tranquilo, Romo y yo venimos un poco mas inseguros en la moto, Torres se ve que va normal, empieza a tomar la delantera, mientras que yo voy sudando la gota gorda entre el calor, el polvo y el nerviosismo andaba su aquí narrador. Los paisajes que nos rodean como siempre son los que ameritan todo, el contraste entre el camino polvoso y color ocre con el verde de los montes que nos rodean. Pasamos por pasajes que yo nunca había visto en ningún video, y no se porque, si son hermosos, curvas y curvas por ligeros barrancos, tomando altura cada vez mas, hasta que finalmente los desfiladeros se vuelven de importante altura, y empiezo a ganar un poco de confianza en el terreno, confianza que se ve casi de inmediato destruida por una bajada endemoniada.

El camino te lleva hasta una altura considerable, cercana a las crestas de los cerros, para finalmente dejarte caer en un serpenteante camino de arenilla suelta transitado por vehículos de carga pesados procedentes de la mina que se ubica hasta el mero fondo. ¡Changos!, le vengo sufriendo, me pongo nervioso, no quiero dejar caer la moto, no quiero detener mucho a los vehículos, solo veo como Torres parece que va en asfalto el muy desgraciado, sin miedo nos adelanto un tramo considerable mientras Romo y yo vamos de puntitas, literalmente de puntitas. Sea como fuere, logramos bajar hasta la mina, uff!! el camino no mejora, pero por lo menos ya no es de bajada.

Lo que nunca sale en los videos
Creo que ya estamos muy alto…
Un Romo de altura
Un Kennobi sudandola
No somos nada
Lo que nos espera

Hay un pequeño riachuelo que atraviesa todo el cañón, desde la mina hasta la sierra gorda, el plan es seguir el cauce del riachuelo hasta un poblado llamado “las Adjuntas” y de ahí, tomar carretera hacia San Joaquín en otra carretera serpenteante, pero ahora asfáltica.
NO estoy muy seguro de la hora, pero de que me hubiera gustado llegar un poco mas temprano hasta el fondo de la mina, eso sin duda. La tarde empieza a caer sobre nosotros y las sombras de las montañas nos tapa de prácticamente todo el sol.

Las siempre protagonistas
Hasta el mero fondo
¿Empiezan los desmayos?

Empezamos el recorrido, primera parada, adelante de la mina, intercambio de impresiones, y de repente… pum!! la Gixxer SF se va de lado, las cosas se desacomodaron y le ganaron en peso a la moto. Bueno nada paso, ni un rayón por suerte. Reiniciamos camino, cruzamos numerosas veces el riachuelo, entre rocas escarpadas, rocas planas, roquitas piedras de rio, arenilla, etc. todas esas cosas que hacen divertidos los camino y sus caídas, vengo sorprendido, no me he caído ni una vez, yo esperaba unas 3 a esta altura jaja. Nos venimos divirtiendo como enanos (porque supongo que los enanos viven muy divertidos según éste dicho popular jaja), cruzamos el riachuelo salpicando, mojándonos nosotros para refrescarnos, tomando fotos, video, la divertida del año sin duda. Eso sí, muy concentrados en no caer, ninguno va corriendo, es mas, ni podemos ni queremos, el camino, ciertamente me costo bastante trabajo, pero después de un rato, un buen rato, le encontré el modo, y a decir verdad el Torres me dio la solución, “Acelera y tiene mas agarre”, y yo todo escéptico, “¿daaaaa apoco si?”, y el me dice “sí, yo lo se porque no se donde lo leí”, y yo dije “pos bueno, a verrrrsss”, en el camino le empiezo a dar mas caña al motor y oh sorpresa!, es verdad, entre mas acelero mas control siento sobre la moto, haberlo sabido antes, eso sí, si le acelero mucho, siento que la moto me reclama y empieza a salirse de control, pobre, es una citadina en un ambiente que no es de ella, así que a una velocidad aceptable continuo.

Empiezo a ver que las paredes del cañón se hacen mas altas y se empiezan a juntar, eso quiere decir una cosa, ya estamos llegando al Cañón de la Angostura, es ese punto donde todos hacen fotos, todos toman videos, y nosotros no seremos la excepción, chulada de paso, definitivamente es muy fotogénica.

 

Como no grabarlo en video
La Angostura
The Three Amigos

Continuamos con el camino, veo que Romo viene concentrado, el trae la moto mas pesada y mas cargada, normal que venga con precaución y con aplomo. El atardecer empieza a caernos, la luz va disminuyendo y veo como las sombras de las siluetas de las montañas se empiezan a cernir sobre las montañas del otro lado del cañón, subiendo gradualmente y lentamente. Damos una vuelta equivocada y pues tuvimos que rectificar, vamos de regreso, retomamos el camino y yo solo pienso en mi cabeza, “a chinga, ¿apoco esta tan lejos esto?”, pensé que iba a ser menos, sin aviso alguno, el camino se despeja, el cauce del rio se ensancha y ahora estamos en una planicie rocosa, con un pequeño senderito mal definido que lo cruza, las rocas comienzan a aparecer mas grandes, y según en mi cabeza ya no debemos andar tan lejos.

 

Una tarde perfecta
La vuelta equivocada, en este camino no hay paso

Efectivamente tenia razón, subimos una pequeñísima lomita y el camino se define, avanzamos un poco y llegamos a Las Adjuntas, perfecto!! porque ya estamos a una hora de que la luz del sol se extinga del horizonte. Cruzamos el pueblo y llegamos a la carretera, cruzamos un puente muy espectacular, un túnel y listo! Estamos en la carretera que nos llevara a San Joaquín.

 

Culminando un sueño

Romo nos ha advertido que estas curvas son de nivel, son de cuidado, y son divertidas. Comenzamos el ascenso de la Sierra, subida sin descanso y sin misericordia, mi FZ viene echando las tripas, los tornillos, las juntas y todo lo que puede, yo la exprimo al máximo y nuevamente recuerdo el porque quiero una moto mas poderosa. Romo no se ve que vaya sufriendo como yo, bueno incluso Torres en su Gixxer se ve que no va sufriendo tanto con el torque, pero bueno, seguimos, y seguimos, el trasero ya viene adolorido de tanta piedra y rio, sube y baja y demás pericias. Así que encontramos un pequeño espacio al lado de la carretera con una buena vista, el frio empieza a bajar, y la noche a caer, pasamos del calor de la mina al frio de la sierra.

Nuevamente aprovechamos para un snack y unos yoghures, al parecer ya no habrá mas porque se reventó uno dentro del top case del Romito. Ni modo, nuevamente platicamos lo impresionante que es la mina, lo maravillados que venimos, lo contentos y satisfechos que estamos con la ruta. Una buena ruta, hecha con amigos, con personas con las que hay confianza y aprecio, con vistas espectaculares y carretera de buen nivel, no queda otra mas que continuar, cuando retomamos camino, ya no hay sol, va a tocar rodar un tramo de noche.

 

Un pequeño lugar para hacer un stop
Pero con una vista de uff!
Romo de Fotógrafo
Infaltable Selfie

Reiniciamos los menesteres, y vamos con cuidado, el sol ya nos abandono y con nosotros esta el crepúsculo, vamos entre curvas y con arboles cerrándonos la carretera, pocos carros vienen por ella, lenta y ceremoniosamente se hace de noche, la obscuridad cae sobre nosotros, andamos un rato con los faros de las motos iluminando nuestro camino, el silencio solo interrumpido por el sonido del aire en los arboles y pasando a través de nuestros cascos produciendo el característico silbido. Llegamos a una bifurcación y listo, estamos a las afueras de San Joaquín, donde quedarnos, no sabemos, intentamos buscar algun lugar o algún indicio, el plan original era buscar algún lugar boscoso donde quedarnos y acampar ahí, estamos buscando pero no encontramos nada, la poca señal de los celulares no nos esta ayudando tampoco, pasamos por un bosquesillo arreglado para campamento, pero no encontramos como ni donde, andamos perdidos en el pueblo un ratito y decidimos ir a cenar y ordenar ideas, llegamos a una fonda y pedimos de cenar, es hora de avisar donde andamos a los seres queridos, cenamos muy rico, y después de una llamada a Javi que es el que conoce la zona ya que es guía, nos indica donde acampar, era el lugar por el que ya habíamos pasado y había varios campistas, Parque Campo Alegre, pues enfilamos hacia allá y cansados, adoloridos, machacados y con sueño montamos el campamento a la luz de las motos, y a tratar de descansar, el lugar estaba lleno de campistas ruidosos con bocinas y fiesta a todo lo que daba, una verdadera lastima. Romo parece que cae rápido, preparamos un cafesito y buenas noches.

 

Toda a ruta a San Joaquín
Cafesito para dormir a gusto
Buena noshe….

Despertamos al día siguiente, un poco atontado de nuevo y con pocas ganas de hacer algo, pero la naturaleza llama, lo bueno es que hay unos baños cerca y no están tan mal. De regreso, veo que mis compañeros ya están a la mitad del trabajo de recoger sus cosas, así que me apuro, trato de secar mi ropa mojada ayer en la mina en los rayos de sol que caen en el pasto mientras guardo todo lo demás. Tardo un poco, pero bueno, es hora de ir al pueblo a desayunar, Romo que ya había estado ahí con anterioridad, nos sugiere un lugar donde estuvo bastante rico todo, y hablando de la ruta, no sabemos que hacer el día de hoy, decidimos tomar camino, y decidir una vez llegados a la carretera 120.

 

Parque Nacional Campo Alegre
Cafe mañanero
Casi listos para iniciar la jornada
Las Japonesas
San Joaquín, súper recomendado
A desayunar!
Parte del equipo “pro” jaja

Salimos del pueblo y la hermosura de la Sierra Gorda nos recibe, la carretera en buen estado, los paisajes verdes, las curvas tan disfrutables, una chulada de rodada. Estamos en una de las partes altas de la Sierra, los paisajes son inmejorables, nos encontramos con algunos rodadores de alta cc, y nos acompañamos un rato, al final no recuerdo que paso, pero nos separamos. Llegamos al entronque de la carretera 120, paramos y decidimos, tenemos de opción, Regresarnos (Torres tiene que presentar un examen mas tarde jaja), darle a la Sierra Gorda para tan ansiada venganza de Alex con cierta curva, y claro conocer aquella sierra, ir al Ex convento de Bucareli, pero sin saber exactamente cuanto tiempo nos va a llevar la terracería. Dificil las opciones, pero decidimos, ir a vengar la curva y a darle a la Sierra un rato y de ahí, a darle con todo al regreso.

Empezamos con buen ritmo, vamos todos atentos, Alex va al frente, va muy concentrado, empiezan las primeras curvas, me siento feliz de estar pasando nuevamente por ahí, y mas acompañado de dos excelentes amigos. Vamos con todo, y las curvas se nos hacen cortas, no paramos, pasamos la curva maldita y el camino se aplana, se vuelve recto, todo excelente!, seguimos sin parar que es un día de diversión, pasamos Peña Blanca, y entramos de nuevo a la sección de curvas, vamos ascendiendo, vamos tomando fotos, filmando video, el camino se nos hace muy ameno, y al parecer vamos a un muy buen ritmo, nos vamos adelantando, para tomar la foto del recuerdo, para intentar capturar la emoción del momento. Este camino me lo conozco bien, voy confiado, se como responde la moto, sus limitantes y sus puntos fuertes, llega un punto en donde me adelanto para llegar a la Puerta del Cielo primero, le doy con todo y llego, hago una pequeña rememoranza de la primera vez que la conocí, del logro que fue para mi hacerlo en esa ocasión, solo, y empujado por grandes personas, por eso esta sierra es especial para mi, tiene significado, y sí puede haber sierras mejores, mas desafiantes, con mejores paisajes, mas divertidas, de primera vienen a mi mente dos sierras que también me encantaron, el Espinazo del Diablo y Cumbres de Maltrata, pero para mi, esta sierra gorda alberga cosas especiales por todas las andanzas vividas en ella.

 

La venganza de Ant Torres!
Siempre espectacular
Alex disfrutando su victoria
Yo, señalando nuestro destino
Romo, hombre contemplante
En algún punto del ascenso

En eso ando cuando veo llegar a mis amigos paramos para las fotos, ante la buena hora nuevamente nos encontramos con la disyuntiva, ¿que hacemos? Es temprano, podemos ir a ver que show en Bucareli que esta a unos varios km de aquí o regresamos?, Romo esta dispuesto a todo, el chaval es un aventado que lo que le digas siempre esta dispuesto jaja, pero Torres si tiene que regresar por su examen, me veo tentado a decirle lanzate tu mae y nosotros le damos a Bucareli, pero no!, eso no es muy baiker que digamos jaja así que decidimos, si llegamos todos juntos nos regresamos todos juntos. Y listo nadie se sintió, nadie se molesto, todo fue con las mejores ganas, bien y bonito, esa es la maravilla de rodar con personas de confianza.

 

Alex entrando a la Puerta del Cielo
Romo decidió no cruzarla (al fin ya la conoce jaja)
Hellou
Posando como un motorutero
Ya listos para el regreso

Le comento a Torres que la bajada de la sierra es mucho mas divertida, pronto se dará cuenta que es verdad. Iniciamos el descenso, vamos con todo, las motos de bajada siempre son mas divertidas, rebasamos a todo lo que se nos encuentre, motociclistas, carros, los vamos dejando atrás, veo por los retrovisores como mis compañeros vienen aguantando el paso que inconscientemente les estoy poniendo, ya veteranos los morros, ¿que les preocupa? jaja. Antes de que nos demos cuenta, llegamos nuevamente a Peña Blanca, así rápido, sin problema hago la seña de detenernos para comprar un refresco que el calorcito se siente. Ahi nuevamente platicamos, estamos a gusto y vemos como todos los que dejamos atrás vienen llegando. Torres dice que quiere pasar por un vino a la Finca Freixenet que esta de pasada, así que hacia allá nos dirigimos, estacionamos momentáneamente las motos en lo que Alex entra a comprar, al parecer hay un evento en sus instalaciones y los de seguridad nos la empiezan a hacer de jamón, que no podíamos estar ahí, en eso estábamos cuando se nos acerca una figura apresuradamente, es Javier!. Nos saludamos, nos comenta que vio las motos y se le hizo curioso, se acerco a ver si eramos nosotros, y sí eramos LOL, comenta que de haberlo planeado seguro no nos hubiéramos encontrado, ciertamente coincido jaja a veces el azar es raro y en esta ocasión hizo que nos reuniéramos en un lugar en el que definitivamente no lo hubiéramos pensado, se cumple una vez mas la máxima del sitio, “nos vemos en el camino”, aunque de una manera un poco ortodoxa jajaja pero nos encontramos en el camino, platicamos un rato, una despedida y seguimos con el regreso.

 

Parados donde no, en Freixenet
Javi and Friends

Poco que platicar del regreso, ya sabemos que a partir de ahí es lidiar con las rectas, y con el trafico de las zonas industriales de Querétaro, una banda elástica rota de mi mochila que Romo me avisa que esta a punto de caer, rápida reparación con cuerda y seguimos. Voy muy tranquilo, veo como la tarde cae parsimoniosamente y una tranquilidad me inunda, el objetivo de la rodada esta cumplido, espero que no pase tanto para la siguiente reunión con estos palurdos. Sorteamos la carretera 57D sin problema, ya es de noche, pero rodamos seguros, el primero en tomar camino es Alex que toma el desvió a su casa, posteriormente Romo se despide de mi en la carretera y yo continuo hacia el sur de la megalópolis, el resto del camino, pasa sin problema, llego a mi casa, no veo ni siquiera el odómetro, no veo cuantos km hice, no importa, en realidad no importa, lo que importa es que ha sido una excelente rodada de principio a fin, y eso es lo que he aprendido en esta pasada década cuando aprendí a andar en moto en aquel ya lejano 2013, lejos de los números, lo que cuentan son las experiencias. La década se nos fue, pero sus recuerdos quedan indelebles en nuestra memoria, atesoremos lo que nos dejo, todo en su conjunto y avancemos, la siguiente década nos espera, que mejor que llegar rodando en moto.

Mis amigos si leyeron hasta aquí, muchas gracias, de verdad, solo me queda desearles que esta cuarentena les sea leve, y que pronto salgamos todos muy bien de esta, y que seguro de las primeras cosas que haremos sera vernos en el camino.

Cheers!

No olviden seguirme en mis otras redes:

Youtube:  ObiJuanKennobi

Instagram: @KennobiMoto

Twitter: @ObiJuan_Kennobi

Wikiloc: OJ Kennobi

Mi Blog: Galaxy Of Bits

Mis demas relatos en Motoruta: oj-kennobi

 

Adiós década 2010’s

14 thoughts on “La ultima rodada de la década y nos vamos, Rodada a la Mina el Carrizal

  1. Panchito!!!!!!
    Que gusto leerte de nuevo y conocer los detalles de la rodada, ya habia visto los videos y tenia muchas ganas de saber los detalles.
    Que bueno que se alinearon los planetas y se pudieron dar su escapada, un gusto ver nuevamente a Torres y a Romo; lástima que Alastor la Alastoreo, ya tendrá oportunidad de darse su rodada.
    Me dio mucho gusto saber que Torres regresó a pasar ese reto y lo superó sin mayor problema.
    La Sierra Gorda sin duda tiene sus encantos, en moto se disfruta mucho y en compañia de buenos amigos, más.
    Espero que pronto tengamos oportunidad de compartir KM y platicar en vivo, que buena falta hace.
    Saludos a Los 3 amigos Panchito, Romo y Torres!!!
    Nos vemos en el camino… De Hiviz y Reflejantes!!!

    1. Estimado Zolin, siempre un gusto compartir relatos y claro, leerlo a usted, que dicho sea de paso, ya extraño tus relatos, ya tiene un ratillo que no se ven.
      Pero bueno si, jaja, pasa de que a veces planeas las cosas, pero no salen, se posponen, se cambian, y simplemente parecen nunca llegar, y cuando te das cuenta han pasado un par de años sin hacerlas, asi de inexorable es el tiempo, creo que debemos estar mas atentos a su paso, si no se nos escapa de entre las manos, porque con experiencias de este tipo, es el porque la vida vale la pena.
      Igualmente espero que este año se el bueno y podamos compartir km de nuevo, no importa si sea rodada corta, larga, pero compartir que es el chiste de todo esto, y si es una platicada con unas cheves bien frías y una carnita de por medio, que mejor!
      saludos hasta puebla y nos vemos en el camino!

      1. Es cierto, se extraña esa forma de relatar del buen HivisBro!, esperemos pronto pase algo y se anime a contarnos como le fue en el camino!

  2. Mr. Kenno…

    Gracias por compartir este relato que tanto esperaba, así como cada video. ¿Y por que? Por que como mencionas, recordar es vivir, y si bien es cierto que tengo mi propio material para recordar esta rodada, siempre es interesante recordar y “volver a vivir” los momentos desde la perspectiva de otros participantes.

    Diría que es una lástima que nos tomara años al fin coincidir para salir a rodar (y que Sergio la Alastoreara de nuevo) sin embargo las cosas se dieron cuando se tuvieron que dar y punto.
    De mi parte fue una experiencia muy grata, sabes que no se me da mucho eso de rodar en bola pero en esta ocasión me emocionó y el evento cubrió completamente las expectativas.

    Además de la agradable compañía, con gente de confianza, fue muy agradable recorrer de nuevo esos caminos, hay rutas que no importa cuantas veces las recorras, siempre van a generar esa emoción, satisfacción, asombro, placer, diversión… todos esos sentimientos que nos pasan cuando andamos en ruta… y claro, la H Sierra Gorda, San Joaquin y la mina no son la excepción, siempre, siempre generan algo.

    Para ser sincero, hasta un día antes de la rodada mi plan era llegar con ustedes a Zimapán, allí dejarlos morir solos y yo ir a San Joaquin por carretera jajaja si la pensé mucho en si meterme o no a la mina con la Beme… entre el peso y las llantas de asfalto y mi baja estatura no parecían una buena combinación, pero al final al llegar al punto decisivo, me di cuenta de que iba acompañado de gente que no me iba a dejar morir solo y de que me dejarían ir a mi ritmo sin ir molestando o presionando, de allí que al final decidiera hacer el tramo original y meterme a la mina, cosa que no me arrepiento a pesar de que como saben, se le cayó un perno a uno de los posapies traseros seguramente por tanta vibración jejejeje.

    Si hubiéramos salido más temprano de la mina, me hubiera gustado subir a san joaquin y volver a bajar a las adjuntas, solo para volver a subir jeje y es que esas curvas junto con las vistas están como Ana Cheri… re-sabrosas.

    La cereza en el pastel fue encontrarnos al buen Javi sin querer, en otras ocasiones que se que voy a andar por allá y le aviso, no hemos podido coincidir por una o por otra, y ahora sin querer allí sin más nos topamos, yo lo reconocí hasta que ya lo tenía a 3 metros tendiéndome la mano para saludarme… que por cierto, estoy recordando que hoy cumple del buen Javi déjame felicitarlo…………………….. listo, ya le mandé felicitaciones…

    En fin, ojalá que pronto se pueda armar algo de nuevo, hasta una rodada a 3 marías con el pretexto de conocer la nueva moto de Torres y para echar una chelita platicando de los recuerdos de esta rodada, el lugar es lo de menos el chiste es, de nuevo, generar más recuerdos cheveres para seguir viviendo y para tener en que pensar y recordar en estos días de encierro que algo me dice, de ahora en adelante serán el pan de cada día… 🙁

    De nuevo, gracias por compartir y nos vemos en el ca…. ¿no quieres otro yoghurt?…

    1. Mira de lo que se viene enterando uno jaja, asi que planeabas dejarnos morir.

      Mas allá de eso, y de los miedos, porque personalmente también tenia miedo de que algo pudiera pasar, con mi historia de pinchaduras, dije, donde se me ponche la llanta en la mina, y mas cuando nos dimos cuenta de que no traíamos bomba de aire!!!, en la mouser!!! jaja si me sudo, pero los resultados fueron los mejores.

      Siendo sinceros plenamente no hubiera podido pedir mejores compañeros de ruta, la confianza y el apoyo que se sentía en la rodada fue lo que nos llevo a disfrutar esta ruta que aunque puede parecer corta, fue lo que solíamos decir, km de calidad, no de cantidad. Igual es sabido que no soy de rodar en bola, pero claro que siempre uno estará dispuesto a rodar con lo amigos que no te van a dejar tirado.

      y uff esas curvas de san Joaquín una delicia, para subir y bajar como dices, y es mas, incluso con un poco mas de tiempo, buscar un lugar donde acampar en las adjuntas, creo que en los videos de Bravo, ellos lo buscan por ahí, hubiera estado genial, idea para volver? porque no?, no es que le pidiéramos algo a esta ruta, si no que es otra oportunidad de algo diferente.

      Y pues apoyo la moción, terminando esta cuarentena si se calma la situación, csm vamos por unas quecas a tres marías para que el torres en su deportiva oficialmente se cambie el nombre a “Alex Stunt Rider” jajajajajaja

      Saludos mi estimado y seguimos platicando en el whats

  3. Jajajaja, eres el segundo que me quiere llevar a tres marías, pues en quien creen que me convirtió la nueva moto? Jajajaja, sigo siendo el mismo, gracias por los yugures, cayeron de perlas

    1. En Alex stunt rider hermano baiker el viento es el mismo, “tu nave es un avión bro”, o que? me vas a decir que el paquete de la deportiva no lo incluye jajajajaja

  4. Excelente relato, recordar es volver a vivir, sin duda la mejor rodada de toda mi puñetera vida, son un par de amigos a toda madre, estuvo de huevos está experiencia, todo perfecto, curvas chingonas, paisajes espectaculares, risas, comida, el café que preparaste delicioso y el colchón que anduvo cargando el Romo para mí me hizo un parote en la noche, hay que repetir, ya pues a tres marías aunque sea, para ver a mis hermanos baikers con una quesadilla en una mano y una michelada en la otra, jajaja, no se crean, pero sí hay que organizar la de este año, igual de dos o tres días, Xilitla estaría pero hay que escuchar propuestas a ver a dónde acordamos.

    1. Ese cafesito en la noche tan soñado jajaja
      Pues hay que ir viendo para cuando la cuarentena se aplaque a ver a donde nos lanzamos, aunque ya me daría pena ir con ustedes, ya con motos chonchas que dan 180 sin pedos y yo que a duras penas puedo andar a 100 chaaaaa
      jajaja pero bueno que gusto que te haya divertido el relato, ademas quien mas te va a grabar en tus momentos épicos de una rodada mas que tu buen amigo keno? eh? a ver? jaja
      No la verdad de las mejores rodadas que he tenido, top 3 segurísimo, par de amigos excepcionales sin duda ustedes fueron la mejor parte del recorrido, y pues a continuarle mi pana.

  5. ¿Qué si se extrañaba un relato de esta pletora de párrafos bien construidos que ayudan al lector a querer salir rodar?
    Si, claro que si!

    Mi buen Panchito (como de cariño te digo) sea lo que sea que hizo que estés de vuelta, que bueno que paso y que se han dado las cosas así, hay muchas cosas de que platicar acerca de este ralato, espero hacerlo de forma adecuada.

    Vamos por partes.

    1. La ruta, creo entender eso que dices sobre la Sierra Gorda y es más que claro que por la cercanía se debe entender que para muchos de nosotros fue nuestra primera barrera a vencer, al igual que a ti a mi también me toco rodarla en los tiempos de parvules, pero fueron una bases muy firmes que me han permitido ir a otras rutas, si en efecto NO TODO ES SIERRA GORDA sin embargo si lo es todo para nosotros, como para otros lo será todo el espianzo del diablo, mil cumbres, la sierra camino a Oaxaca o algunas otras rutas que tanto hemos rodado.

    2. Los amigos, hace tanto que no veo a Torres, de Romo bueno tendrá mas de un año que me visito en la casa y de Alastor bueno siempre hay una llamada o algún mensaje, me impacto cuando me dijiste que habías perdido varios amigos y al mismo tiempo me identifique, y es cierto en el camino también se van perdiendo amigos y hay unos que es lamentable ver que partan, pero otros sabes que vale la pena el seguir nutriendo la amistad (y esto va en dos vías) espero pronto verlos en el camino y que sea lo que sea que llevo al distanciamiento este simplemente se deje a un lado.

    3. Los paisajes, a veces veo mis fotos y videos y pienso que estos no le hacen justicia a lo que puedes ver en vivo y a todo color, sin embargo lo que nos muestras, la edición de tus videos y todo lo que despliegas en este articulo, me dejan con las ganas de en cuanto termines esto del COVID-19 corra a tan bella ruta, si ya sé que no todo es SG pero vamos, esto tiene varios elementos importantes, asfalto con buenas curvas, curvas con buena tierra, paisajes dignos de no solo tomarle fotos sino de guardarlos en la memoria y llevartelos a la tumba.

    Ya a manera de cierre, creo que se hizo lo que se pudo con lo que se tiene y eso aquí no nos va a detener, la tierra tiene mostrarte que te hace falta, si el miedo a caer es más alto incluso el riesgo, pero la diversión, la satisfacción de no caer y los sitios a los que la tierra nos puede llevar, creo que no tiene nombre, bien por meterse como manda a la tierra a pesar de no contar con las mejores herramientas para hacerlo.

    Panchito, bienvenido nuevamente, sabes que el espacio siempre estará disponible un gusto leerte, ver los vídeos y apreciar tu arte a través de las fotos, nos vemos pronto en el camino y recuerda no claudicar.

    Fuerte abrazo a la distancia!

    1. Mi estimado maiti, como hemos hablado ya sabes mas o menos cuales fueron las razones para regresar y compartir altruistamente jaja, como dije, hay que buscar lo mejor para uno y para con todos un gusto regresar al sitio y a continuar relatando, ahorita no se puede salir así que no hay mucho material, peeero se que vendrán muchos mu buenos.

      Respecto a la ruta, efectivamente, rutas hay muchas, paisajes infinidaad y todos y cada una con su propio caracter y forma, no es por despreciar a ninguna, claro que no, al contrario, siempre es bueno tener amplitud de perspectiva, sin embargo, como menciono esta sierra y alrededores guardan buen significado para mi, y espero regresar pronto buscando nuevos destinos que no he pisado por esos lugares.

      Y nuevamente coincido, perder amistades por X o Y es duro, a veces decimos al momento que no importa vienen y van jaja, pero si van pegando, actualmente tengo un reducidisimo grupo de amigos, realmente muy pequeño jaja y estos dos con los que fui, puedo considerarlos como tal, aunque pasen 2 o 3 años para vernos jaja y próximamente espero reencontrarme en el camino con otro par de amigos de MRM con los que alguna vez cruzamos el espinazo del diablo.

      Y pues los elementos, intento capturar lo mejor que puedo con mis muy precarias habilidades de editor de media jaja, realmente muy precarias y con un equipo básico, pero vamos, no por ello creo que sean taaan malas, seguro no son de revista, pero intento transmitir la sensación del momento, aunque como nuevamente bien dices, eso no se puede, no importa la cámara el video que grabes, siempre en vivo supera todo.

      Ultimo, Como siempre se ha dicho en mrm con cualquier moto llegas, si, sabemos que algunas están especializadas, pero eso no nos va a detener muajajajaja

      Pues sin mas mi estimado me daspido esperando la tercera parte del relato de Oaxaca
      y seguimos en contacto
      Cheers!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *